Tag Archives: intoxicacion oxigeno pulmonar

29Ene/18

Intoxicación por Oxígeno

intoxicación por oxígeno durante el buceo

INTOXICACIÓN POR OXÍGENO

Descripción de la acción tóxica del oxígeno. Intoxicación por oxígeno durante el buceo

Cuando nos adentramos en el tema de la intoxicación por oxígeno durante el buceo debemos empezar por lo que se considera normal. Para que todas las funciones del cuerpo se realicen normalmente es necesario que la presión parcial de este gas se encuentre entre 0.20 y 0.21 atmósferas. Esta situación es conocida como normoxia.

Debemos comprender que la acción de un gas depende de su presión parcial, es decir, de la presión que ejerce cada gas por sí sólo en la totalidad de la mezcla, o lo que es lo mismo, del producto de su concentración por la presión absoluta, que normalmente queda expresada por una  fracción decimal.

De esta forma en superficie la presión atmosférica ejercida por el aire sobre nosotros es de 1atm. De ello se deduce que la presión parcial del oxígeno es 0.21 atm (1atm x 0.21 = 0.21atm).

Cuando buceamos la presión parcial de un gas aumentará cuando aumente la profundidad de la inmersión. Esto es debido a que en el agua la presión absoluta va aumentando cada 10 m en 1 atmósfera. Esto explica básicamente cómo una mezcla respiratoria es tolerada sin problemas en superficie y puede ser tóxica a partir de una cierta profundidad.

intoxicación por oxígeno durante el buceo

Nuestra vida depende de ello

El oxígeno es capaz de mantener la vida humana a presiones parciales entre 0.16 atm y 0.5 atm. Por debajo del límite inferior se producen síntomas de hipoxia,  con 0.1 atm la persona pierde la consciencia y con menos, el organismo entra en coma o se causa la muerte.

Con respecto a los límites superiores, no se debe usar nunca oxígeno a presiones parciales superiores a 1.6 atm. No obstante el límite operativo recomendado y permitido en España es de 1.4 atm. Al bucear con aire comprimido, y para comprender mejor los límites, estamos hablando de 66 m y 56 m  respectivamente. Si queremos evitar la intoxicación por oxígeno durante el buceo debemos empezar por no sobrepasar bajo ningún concepto estas profundidaes. Si en vez de respirar con aire comprimido que posee un 21% de oxígeno, respiramos oxígeno puro, por tanto el 100%, hablamos de tan sólo 6 metros de profundidad (1.6 atm x 1 = 1,6 atm).

Al bucear con aire enriquecido (Nitrox), donde el porcentaje de oxígeno de la mezcla respirar es mayor al 21%, las altas presiones parciales del oxígeno que experimentas puede representar un peligro grave y se deben mantener dentro de unos límites. Con ello evitaremos la toxicidad por oxígeno. Cuanto mayor sea la presión parcial de oxígeno en la mezcla respirada, menos tiempo puedes verte expuesto a ella con seguridad.

Los límites de exposición al oxígeno son independientes de la profundidad. Están completamente relacionados con la presión parcial.

Exceder los límites de oxígeno aceptados como seguros supone un riesgo innecesario de toxicidad por oxígeno.

intoxicación por oxígeno durante el buceo

Mecanismo de toxicidad del oxígeno

Actualmente se admite que el mecanismo a través del cual se produce la intoxicación hiperóxica es la acumulación de unos productos químicos derivados del oxígeno, denominados radicales libres, que se caracterizan por ser muy inestables y reactivos y cuya acumulación resulta nociva para la célula.

En condiciones hiperóxicas la cantidad de radicales libres producidos excede la capacidad de su depuración por parte de la célula, ocasionando diversas formas de lesión celular.

Además de la presión parcial y el tiempo de exposición hay una serie de factores que pueden actuar ya sea como favorecedores o protectores, frente al efecto tóxico del oxígeno. Estos factores son:

  • Ejercicio físico intenso
  • Frío
  • Fiebre
  • Estres
  • Carencia en vitaminas E y A
  • Exposición hiperóxica continua (al intercalar pequeños periodos de descanso, a una dosis menor de oxígeno se aumenta la tolerancia)
  • Susceptibilidad personal

Existen dos tipos diferentes de toxicidad por oxígeno o hiperoxia: Hiperoxia crónica e hiperoxia aguda.. Vamos a verlas

Hiperoxia crónica (S. de Lorraine – Smith)

Se produce a partir de 0,5 ATA de presión parcial de oxígeno durante exposiciones prolongadas (muchas horas/días), el periodo necesario para que se desarrolle el cuadro tóxico será tanto menor cuanto mayor sea la presión parcial de oxígeno (respirando oxígeno puro a presión atmosférica PO=1 ATA, se describen los primeros síntomas de toxicidad partir de 24 horas de exposición).

En buceo se necesitan al menos 10 horas a 6 metros para que aparezcan los síntomas. Por este motivo, no tiene una gran relevancia en el buceo.

Los principales síntomas son:

  • Irritación (picor, quemazón, dolor)
  • Tos no productiva
  • Dolor torácico
  • Disnea (dificultad respiratoria)
intoxicación por oxígeno durante el buceo

Hiperoxia Aguda (Síndrome De Pault Bert)

Se produce a partir de 1,7 ATA de presión parcial de oxígeno, (en ocasiones a presiones parciales más bajas) incluso en exposiciones de muy corta duración; el periodo necesario para que se desarrolle el cuadro tóxico será tanto menor cuanto mayor sea la presión parcial de oxígeno, variando también en función de la existencia de factores predisponentes.

Fisiopatología

La crisis convulsiva que caracteriza a este cuadro tóxico se produce por una despolarización severa de la neurona cuyo origen no está totalmente aclarado, aunque se ha relacionado con las siguientes causas principales:

  • Alteración del metabolismo oxidativo neuronal, lo que acarrea modificaciones en la carga iónica de la neurona
  • Lesión de la membrana celular
  • Modificación en la estructura y cantidad de algunos neurotransmisores

Cuadro Clínico

  • Fase previa: Puede estar presente o no y cuando aparece tiene una duración y composición muy variables, aunque sus síntomas/signos, más frecuentes son: taquicardia, temblor, nauseas, vómitos, vértigo, tinnitus, nerviosismo/irritabilidad, alteraciones visuales (visión en túnel). Algunos buceadores se ayudan para recordar estos síntomas de la palabra VENTID – visión, ecos, náuseas, temblores, irritabilidad y descoordinación.
  • Crisis convulsiva: Similar a la crisis de “gran mal” epiléptico, con:
    • Fase tónica: Contractura muscular generalizada, generalmente en extensión.
    • Fase clónica: Dura unos 2 ó 3 minutos y además de los movimientos convulsivos se produce relajación de esfínteres.
  • Depresión post-crisis: El sujeto se encuentra soñoliento y suele presentar amnesia desde los instantes previos al inicio de la crisis.

La aparición de este cuadro durante el buceo puede tener dramáticas consecuencias como:

  • Ahogamiento
  • Sobreexpansión pulmonar
  • Enfermedad descompresiva, etc.

Prevenir

La única forma de prevenir la crisis convulsiva es actuar durante la fase prodrómica previa y apartar al buceador del ambiente hiperóxico, de ahí la importancia de reconocer los síntomas de alarma.

Otros artículos de toxicidad de gases..

Intoxicación por nitrógeno – Narcosis
Intoxicación por CO2 – Hipercapnia